¿Qué es hipoteca con carencia?

Puede que te enfrentes a dificultades para pagar tu préstamo hipotecario. En estos casos, un período de carencia puede ser beneficioso. Conoce qué es hipoteca con carencia y cómo puede beneficiarte en momentos de dureza financiera. También podrás comparar cuál hipoteca es la que más te ayuda a ahorrar y aligerar tus cargas.

¿Qué es hipoteca con carencia?

Cuando solicitas un préstamo hipotecario seguramente evalúas tus ingresos y tu capacidad de endeudamiento. Luego de un análisis realista, determinas que puedes arriesgarte a comprar con hipoteca una vivienda o piso. Sin embargo, las circunstancias pueden cambiar de un día para otro. Si se te dificulta el pago de las cuotas de tu préstamo hipotecario, tener un período de carencia es una bendición.

La carencia hipotecaria es un período de tiempo que el banco otorga al cliente de las hipotecas para no abonar la cuota mensual. También es posible que se permita pagar solo una parte del préstamo.

Período de carencia parcial

Cuando el préstamo que es hipoteca con carencia parcial se firma, el cliente tiene la posibilidad de pagar los intereses, sin abonar capital.

Período de carencia total

En este caso, el prestatario tiene un período de gracia donde no tendrá que pagar las cuotas mensuales.

El tiempo ha de ser determinado al inicio del acuerdo de préstamo y ha de quedar reflejado en el contrato. Si no estuviese pautado este período de carencia, puede solicitarse una modificación al banco. No obstante, la banca no está en la obligación de otorgar este período de carencia.

¿Te puede interesar?  Préstamos hipotecarios Cajasur

¿Debo asegurarme que mi hipoteca tenga período de carencia?

Como en todo proceso financiero, hay ventajas y desventajas de aceptar una condición. Por ejemplo, las hipotecas con carencia total te permiten descansar de pagar las cuotas en períodos graves financieros. Es decir, no pagas y no tendrás las consecuencias por demora. En el caso que es hipoteca con carencia parcial, puedes reducir el monto de la cuota por un tiempo. De cualquier forma es ventajoso.

Ahora bien, antes de pedir un período de carencia es importante que sepas los inconvenientes. No es gratis este período, pues requiere gastos de formalización e intereses. Una vez culminado el período de carencia, tu cuota puede ser igual o mayor. Por lo tanto, es necesario que evalúes si es absolutamente necesario pedir un período de carencia.

Qué es hipoteca con carencia

¿Hay otras soluciones si me es difícil pagar mi préstamo?

Además de la carencia hipotecaria, hay otras soluciones cuando no puedes pagar tu hipoteca. Puedes hacer una negociación con la banca para bajar el interés, esto permitirá que tu cuota baje.

También puedes extender el plazo de devolución de tu hipoteca. Esta opción puede hacer que pagues menos durante el mes. No obstante, al final de cuentas puede que salga más costoso este proceso, pues los intereses aumentarán.

Una última opción para disminuir la carga de tu hipoteca es reduciendo los productos vinculados del banco. Puedes hacer una negociación para disminuir o suprimir estos servicios. Por último, comparar tus préstamos hipotecarios puede ser una alternativa útil. En Zascredit puedes comparar la hipoteca y conseguir la mejor. Elige la hipoteca más barata con unos clics.

¿Te puede interesar?  Condiciones que SIN Hipoteca de Bankinter te ofrece

 



Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest

Comparte!

Comparte este contenido a un amigo!