¿Cómo reunificar deudas sin hipoteca?

La reunificación de deudas es un procedimiento financiero que te permite unificar los productos de préstamos en uno solo. Generalmente se exige una propiedad inmobiliaria como garantía. Pero hay quienes no desean arriesgar su patrimonio en bienes a causa de un préstamo. Entonces, ¿cómo reunificar deudas sin hipoteca? Sí es posible y te lo mostramos.

Reunificación de deudas sin hipotecar

Lo que implica reunificar tus deudas es crear un solo préstamo, donde se unen todos los compromisos financieros. Entonces, ya no tienes que pagar varias cuotas por tus distintos préstamos. Ahora podrás hacer el pago de una sola cuota. Esto te permite mayor organización y menos riesgos de olvidos en los pagos.

Al solicitar esta clase de producto financiero, la entidad bancaria se compromete a pagar tus deudas y así asumes un solo préstamo. Ahora bien, uno de los requisitos que se exigen es hipotecar una vivienda. Puede que no seas propietario de un inmueble y no sepas cómo reunificar deudas sin hipoteca. Pues te comentamos que sí puedes hacerlo.

Con esta reunificación de préstamos puedes tener un plazo más extenso para pagar cómodamente la financiación. Que sea un préstamo a largo plazo además redunda en hacer más económica la cuota mensual. Por supuesto, esto es una ventaja porque quizás la reunificación la necesites para aligerar las cargas.

¿Cómo reunificar deudas sin hipoteca?

Partimos del hecho que no cuentas con una propiedad inmobiliaria para reunificar tus préstamos. No hay problema, hay algunas alternativas útiles cuando esto es así. Por ejemplo, puedes solicitar una ampliación de uno de los préstamos que estén vigentes. Esto se lleva a cabo a través de un proceso que se denomina novación. A través de este podrás solicitar la modificación de algunas condiciones, entre las cuales está el importe del préstamo.

Cuando recibas la ampliación del préstamo, pagas las deudas de los créditos más bajos y quedas pagando el que has ampliado. Ahora bien, esta alternativa está al alcance de quienes tienen un historial crediticio perfecto. No puedes haber caído en imagos, porque automáticamente serás descalificado.

Préstamo para reunificar deudas

En caso de que el banco no acepte una novación, puedes solicitar ayuda a bancos para reunificar deudas. El monto debe ser por el valor de los créditos que deseas cancelar que estén vigentes. Cuando se aprueba, pagas y quedas con la deudas del nuevo único préstamo.

Cómo reunificar deudas sin hipoteca

¿Cuándo será necesario hipotecar para reunificar deudas?

En caso de que el solicitante no cumpla con los requisitos para las alternativas anteriores, quizás deba pedir una reunificación con hipoteca. Dentro de este grupo estarían quienes no cuentan con un perfil financiero elevado, o que sus compromisos financieros asciendan a más de 30.000 euros. Siendo así, solo con un préstamo de garantía hipotecaria se podrán cubrir estas deudas.

En Zascredit puedes comparar las hipotecas del mercado, para conseguir las más baratas. Una ventaja es que te aprobarán más dinero, a un plazo largo y con período de carencia. Por supuesto, será necesario tener un inmueble, pero este puede ser de un amigo o familiar.



Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Pin It on Pinterest

Comparte!

Comparte este contenido a un amigo!